Discapacidad severa y cómo adaptar los cuidados básicos

Por 1 abril, 2019 Salud, Sin categoría, Vivir
cuidados de una persona con discapacidad severa

Ocuparte del bienestar y cuidados de una persona con discapacidad severa supone una importante carga física, psicológica y emocional. Independientemente de si eres un familiar cuidador o un cuidador profesional. Es importante mantener energía, vitalidad y ánimo para poder realizar tu trabajo de forma saludable. Pero también conocer las bases de los cuidados a personas con discapacidad severa para el mayor bienestar de la persona.

Consejos para mejorar la calidad de vida de personas con discapacidad severa

Acondicionar la casa para proporcionar un espacio confortable y saludable

Es necesario para que una persona con discapacidad severa pueda disfrutar de la máxima confortabilidad y procurar que viva en un espacio adecuado. Así como mejorar su calidad de vida. Especialmente si debe permanecer en casa la mayor parte del tiempo o a tiempo completo.

Pequeñas medidas diarias te ayudarán a proporcionar a la persona con discapacidad severa un entorno saludable y confortable. Aunque en muchos casos estas dependan de si sufre una discapacidad severa física o cognitiva o ambas al mismo tiempo

  • Ventila la casa a diario. Pero hazlo sin corrientes que le ocasionen molestias.
  • Ilumina la casa de modo adecuado. Puedes instalar bombillas de intensidad regulable para adaptarla en cada momento a sus necesidades.
  • Valora adaptar el baño para su uso más seguro.
  • Ten en cuenta los avances tecnológicos sencillos y baratos que pueden hacer más cómoda y segura la vida de la persona con discapacidad severa. O más fácil y menos trabajosa la vida del cuidador profesional. Por ejemplo, aquellos que permiten a distancia apagar y encender aparatos y regular la temperatura de la vivienda.
  • Mide siempre la temperatura ambiental de la estancia en la que esté la persona con discapacidad severa. Ten en cuenta que sus necesidades no coincidirán con las tuyas y que es importante que adecues la temperatura del espacio y le proveas o no de ropa según precise.

Explora las actividades adecuadas según su capacidad

No toda discapacidad severa anula la posibilidad de disfrutar de actividades dentro o fuera del hogar. Averigua qué actividades puede realizar la persona con discapacidad severa a tu cargo. Así podrás proponerle realizarlas e identificar aquellas que le gustan más, con las que disfruta, las que le hacen sentir mejor o le ayudan a superarse. De este modo podrás proponer realizar estas por delante de otras.

Es recomendable que la persona con discapacidad severa realice a diario al menos dos actividades diferentes. Siempre en la medida de sus posibilidades y del tiempo que como cuidador de discapacitados a domicilio en Madrid u otro lugar dispongas para esta importante tarea.

discapacidad severa

Un entorno saludable fomenta favorablemente la calidad de vida de aquellas personas con discapacidad severa

Descubre qué le hace feliz

Si su discapacidad severa le impide comunicarte qué le agrada y qué le desagrada, mantente atento a sus reacciones y descubre qué le hace feliz, con qué disfruta, qué le calma y qué le disgusta.

¿Le gusta la música o le molesta? ¿Admite bien la compañía de todas las persona o solo de algunas? ¿Le gusta que le hablen? ¿ Admite el contacto físico o lo rehuye? ¿Muestra interés por algo en especial? ¿Cómo son sus reacciones ante el televisor, el ruido de aparatos de limpieza, el sonido del teléfono o los sonidos que llegan de la calle? ¿Qué postura para dormir prefiere? ¿Le gusta el baño o reacciona mal al aseo diario?

Estas y otras cuestiones que puedes deducir por observación te ayudarán a proporcionar a la persona con discapacidad severa los cuidados que precisa para sentirse mejor, ganar confortabilidad y ser más feliz. Incluso si no sabe cómo comunicar sus deseos.

En el caso de que la persona con discapacidad severa cuente con varios cuidadores de discapacitados a domicilio, lo ideal es crear un listado doble registrando lo que le agrada y lo que no. Así cada uno podrá señalar lo que ha observado. De modo que todos puedan tenerlo en cuenta para mejorar el bienestar y calidad de vida de la persona cuidada.

¿A qué signos de alerta debes prestar atención sobre su discapacidad severa?

Cuidar a una persona con discapacidad severa y salud delicada hace especialmente importante conocer las particularidades de su estado. Es esencial contar con una lista de signos de alerta a los que prestar atención en la vigilancia permanente de su bienestar. Porque cada persona y cada discapacidad severa son diferentes. Y tener esta información puede ser clave no solo para el bienestar de la persona sino también para su supervivencia en un momento determinado.

Si eres un cuidador a domicilio profesional, la familia puede ayudarte a crear esta lista. O quizá ya cuentes con una de un cuidador anterior. Incluso puedes sugerir a la familia que el médico de la persona con discapacidad te los señale.

Fomenta la autonomía del discapacitado en la medida de sus posibilidades

No todas las personas con discapacidad severa carecen totalmente de autonomía alguna. Si la persona a la que cuidas puede -en la medida de sus posibilidades-, realizar algunas actividades de forma autónoma, fomenta que así lo siga haciendo. Aunque siempre es importante que permanezcas vigilante a la ayuda que pueda necesitar.

Cuidar de una persona con discapacidad severa puede ser duro pero también gratificante. Estos consejos para cuidadores de discapacitados en Madrid o en cualquier otra provincia te ayudarán a mejorar su bienestar y calidad de vida.

Dejar un Comentario